LA BOCA CHOCOLATE

Blog de repostería y cocina de alta gama y poco presupuesto.

CALABAZAS DE MAZAPÁN

Hace muchos años un borracho irlandés llamado Jack le ofreció al diablo su alma si le pagaba una última copa en la noche de todos los santos. El diablo aceptó y se convirtió en moneda pero Jack la introdujo dentro de un monedero con una cruz y le hizo prometer al diablo que no se llevaría su alma hasta dentro de 10 años. El diablo no pudo hacer nada mas que aceptar.

calabazas

Diez años después Jack se volvió a encontrar con el diablo en el bosque, preparado para llevarse su alma, pero antes de hacerlo Jack le pidio que le cogiese una manzana de un arbol. El diablo acepto y se subió al arbol. Antes de que pudiera bajar jack talló una cruz en el arbol y le hizo prometer que no se llevaría su alma. El diablo tuvo que aceptar de nuevo.

Con los años Jack murió y por su vida infame no lo dejaron entrar en el cielo. Al dirigirse al infierno tampoco lo dejaron entrar ya que el diablo había prometido que no poseería su alma, así que Jack se vió obligado a vagar cada noche de Halloween entre los vivos. El diablo desde el infierno le lanzó un carbón encendido para guiar a Jack por la oscuridad. Éste lo introdujo en un nabo hueco y vagó toda la eternidad en la oscuridad.

 

Desde entonces los irlandeses adornan sus casas con nabos huecos iluminados con velas para ayudar a guiar a sus difuntos a través del mundo de los vivos. Hasta que llegaron a América y pudieron observar que las calabazas eran mucho más grandes e iluminaban mas que los antiguos nabos.

Hoy toca una receta que es genial para mantener a los peques entretenidos: unas calabazas súper feas y sangrientas que están de rechupete. Para hacer esta receta vamos a partir de la masa de las frutas de mazapán y la tunearemos a estas fechas.

ELABORACIÓN:

Teñimos la mayor parte de la masa de color naranja (amarillo y un poco de rojo, primero siempre se echa el color más claro) y un poco de color verde (amarillo y un poco de azul).

Formamos bolitas del tamaño deseado ahuecando la masa con las palmas de la mano y con la ayuda de un palillo marcamos los ojos y la boca.

 

Con un palillo, hacemos 5 ó 6 líneas en la calabaza, sin presionar demasiado sobre la zona en donde están los ojos y boca y perforamos ligeramente la parte superior, el agujero resultante nos servirá para ponerle el rabito a la calabaza.

  

Tomamos un poco de masa verde con los dedos y hacemos un rabo, lo ponemos en la parte superior de la calabaza y lo retorcemos un poco.

Con un pincel fina y tinte rojo, marcamos los ojos y la boca, para dar más profundidad, y si queremos añadimos detalles como: sangre, una lengua, verrugas… Y ya tenemos nuestras calabazas de mazapán.

A morirse de miedo y que se os haga… la boca chocolate

3 Responses so far.

  1. shock sites dice:

    Good day! I could have sworn I’ve been to this blog before but after browsing through some of the post I realized it’s new to me.
    Nonetheless, I’m definitely happy I found it and I’ll be book-marking and checking back often!

  2. […] taaaan cuquis que te dará igual de qué país vengan. Con ellas y un par de cositas más como las calabazas de mazapán para halloween, los dedos de bruja o las escobas de queso y cebollino te quedará una mesa disfrazada de Halloween […]


Mini Brownies de Nut

Si hay algo que marque el pistoletazo de salida de ...

Círculos de chocola

¿Estamos preparados ya para la comida de Navidad? Yo llevo días ...

Cómo hacer una tabl

Aunque ya hace un par de años os expliqué cómo ...

Figuritas de mazapá

Y como ya estamos entrando en las fiestas navideñas pues, ...

Como hacer un zapato

Si hay una cosa que me gusta de la repostería ...